Google+ Followers

sábado, 15 de noviembre de 2014

Propiedades, usos y cultivo de la rosa mosqueta.

   Cultivar Rosa mosqueta.
  • Rosa mosqueta: se puede cultivar en casi cualquier lugar por su gran resistencia. Lo mejor es hacerlo a comienzos de la primavera.
  • Cómo cultivarla: es preferible hacerlo por esquejes antes que con semillas.
  • Pasos: enterrar el tallo de 25 cm. a una profundidad de 15 cm., en tierra rica en nutrientes.
  • Cuidados: no debe faltar una poda de formación y un trasplante después de un mes y medio desde que se plantó.





   El Aceite de Rosa Mosqueta tiene varias propiedades y se extrae de un arbusto silvestre que cuenta con unas ramas delgadas rebosantes de espinas. Sus tallos y sus ramas se encuentran llenos de flores blancas y rosadas.

   Cuando los pétalos de estas flores caen, la propia planta desarrolla un fruto rojizo que cuenta con una forma ovalada y está repleto de semillas enormes, de las cuales se va a extraer el preciado aceite de rosa mosqueta, conocido como uno de los regeneradores dérmicos más poderoso. Estos arbustos podemos encontrarlos en algunas pequeñas zonas de Chile y Perú, así como en la Patagonia

   Más adelante hablaremos sobre las propiedades con las que cuenta este aceite, aunque primero queremos hablar sobre cómo llegaron a descubrirse.

   El descubrimiento de dichas propiedades se dio lugar durante un estudio llevado a cabo en la Facultad de Química y Farmacología de la Universidad de Concepción en Chile.

   El estudio se fundamentó en las propiedades cicatrizantes de este aceite, probándose en 200 pacientes con cicatrices de cirugías, quemaduras y diversas afecciones que causan el envejecimiento prematuro de la piel.
Se demostró que la aplicación continuada de este aceite, disminuyó de una manera efectiva, tanto cicatrices como arrugas y también contribuyó al rejuvenecimiento de la piel.

   Todos estos beneficios que nos aporta el aceite de Rosa Mosqueta son el resultado del alto contenido que tiene en ácidos grasos esenciales poli-insaturados, como el ácido linoléico 44-49%, que está directamente relacionado con la síntesis del colágeno. Dichos ácidos son sustancias nobles, necesarias para zonas en las cuales encontramos altos índices de proliferación de células nuevas, como puede ser nuestro rostro.

   Disfruta de las cualidades y beneficios del aceite rosa de mosqueta y podrás lucir una piel tersa, a la vez que sin cicatrices por sus propiedades cicatrizantes.



¿Qué es el Aceite de Rosa Mosqueta?

   El Aceite de Rosa Mosqueta es un aceite vegetal que cuenta con grandes propiedades  tanto para la medicina convencional como la medicina estética. Dicho aceite se extrae de las semillas de un arbusto silvestre de la familia de las rosas, originario de Europa, aunque también es muy común en algunos países de Sudamérica, como Chile o Argentina.

   Cuenta en su composición con numerosos ácidos grasos esenciales como ácido linoleico o aceite omega 3, así como antioxidantes y vitaminas A, C, y E.

   Diversos estudios científicos han demostrado la eficacia del aceite de rosa mosqueta frente a algunas dolencias, enfermedades y para el cuidado de la piel, puesto que tiene efectos regeneradores. A continuación vamos a numerar algunos de sus beneficios y propiedades.

   En primer lugar, retrasa los signos del envejecimiento y las arrugas, gracias a su gran cantidad de antioxidantes y vitaminas que penetran en las capas más profundas de la piel. Sobre todo la vitamina C que estimula la producción de colágeno, de forma que reduce las líneas de expresión y las arrugas.

   Asimismo, también nos ayudar a mejorar las estrías y manchas de la piel, puesto que cuenta con aceites grasos esenciales que mejoran la pigmentación de la piel, así como su textura y su tono. Su alto componente en antioxidantes y vitaminas protege también de los daños externos como el sol, reduciendo de esta forma las marcas de estrías y manchas de la piel.

   El Aceite de rosa mosqueta también nos ayuda a rehidratar la piel seca, puesto que la vitamina A que contiene mejora los niveles de humedad la piel y de esta forma crea una barrera de impermeabilidad que impide que perdamos una gran cantidad de agua, por lo tanto conseguir una piel más hidratada. Es recomendable en una piel más gastada, que fabrica menos colágeno y pierde elasticidad.

    Laboratorios como DcPharm trabajan con la rosa mosqueta. Puedes saber más de este sorprendente producto visitando su web:





   Además puedes seguir a Dderma en facebook y saber más sobre sobre su aceite 100% puro de Rosa Mosqueta y otros de sus productos. NO testado en animales.




Cómo Aplicar y Usar Aceite Rosa Mosqueta
   A continuación os vamos a dar una serie de consejos sobre cómo utilizar y de qué forma aplicar el aceite de Rosa Mosqueta.

   En primer lugar, es importante destacar que este tipo aceite lo podemos aplicar en cualquier parte de nuestro cuerpo, siempre y cuando la piel esté limpia de impurezas que hayamos podido acumular a lo largo del día en nuestra piel. Por ello, recomendamos que el aceite se aplique tras un baño de agua tibia antes de acostarse, puesto que así el aceite puede actuar de forma más efectiva.

    A continuación mostraremos algunas instrucciones y pautas para sus diferentes usos:

   Como bien sabemos, el aceite de rosa mosqueta es muy efectivo para el cuidado de la piel, y para ello vamos a darte unos pequeños consejos sobre cómo aplicártelo para que puedas ver sus resultados en tu cuerpo:

   1. Para el cuidado de la piel, debemos aplicar 2 o 3 gotas de aceite, dos veces al día (recomendable mañana y noche) sobre la zona afectada a la vez que realizamos un suave masaje.





   Como ya hemos dicho antes, la piel debe estar limpia de impurezas y para eso es recomendable que se realice un baño con manzanilla y agua tibia. Asimismo, es recomendable mantener la piel hidratada, para que de esta forma los poros se abras y los nutrientes del aceite se absorban de una manera más rápida y mejore su efectividad.

   2. Para el cuidado del cuero cabelludo seco o escamoso, también podemos usar el aceite de rosa mosqueta, aunque es necesario utilizarlo dos veces por semana, no diariamente. Su aplicación es bastante sencilla, se trata de aplicar varias gotas de aceite sobre el cuero cabelludo húmedo y masajear suavemente durante unos minutos, para después lavar el cabello.

   3. Para el cuidado de un cabello seco o dañado, recomendamos que antes de iniciar el tratamiento natural, recomendamos lavarse la cabeza con el champú diario y enjuagarse al final con agua tibia. El tratamiento debe realizarse aplicando el aceite con un algodón en el cuero cabelludo y masajear simulando un lavado de cabello, para de esta forma activar las células y folículos pilosos. Después de esto, realizar un lavado con enjuague habitual.

   Unas pocas gotas de este producto aplicándolo de forma constante durante 60 días serán el inicio para empezar a ver los resultados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario